Hora Cívica municipal por el Día del Ejército Ecuatoriano

La Hora Cívica del Gobierno municipal de Manta -que se celebra puntualmente cada lunes al iniciar la jornada laboral-, fue dedicada el 25 de febrero del 2019 a recordar que el 27 del mismo mes corresponde al Día de la Unidad Nacional y Día del Ejército Ecuatoriano, porque en esta fecha del año 1829 (cuando la República del Ecuador aún no existía) el ejército de la Gran Colombia, comandado por Antonio José de Sucre, derrotó al de Perú en la Batalla del Portete de Tarqui, ocurrida en territorio de la que hoy es la provincia ecuatoriana del Azuay, al sur del país.

Para celebrar ese acontecimiento histórico, la Hora Cívica se desarrolló en la Plaza Cívica Eloy Alfaro de la ciudad de Manta, con presencia de autoridades civiles cantonales y autoridades militares de repartos acantonados en Portoviejo y Manta, que llegaron al frente de soldados activos y ex combatientes de la guerra ecuatoriana-peruana del Cenepa. 

La ceremonia comenzó con honores a la bandera ecuatoriana (rectángulo con tres franjas horizontales tricolor: amarillo -arriba y dos veces más ancha que las siguientes-, azul -en el medio- y rojo). Seguidamente el coro de voces femeninas del GAD de Manta interpretó el himno ecuatoriano, el himno del Cantón Manta y otros himnos alusivos a la patria.

Pablo Guevara, comandante del Grupo Mecanizado Hugo Ortiz, reseñó las hazañas del Ejército de la Gran Colombia en la Batalla de Tarqui, el 27 de febrero de 1829. Recordó, también, que el 22 de enero de 1981, cuando Perú trató de apoderarse de la Cordillera del Cóndor (Ecuador), se puso a prueba el valor de los soldados ecuatorianos en los combates habidos en Paquisha, Mayaicu y Machinaza, donde defendieron la integridad del territorio ecuatoriano.

Guevara concluyó su alocución diciendo que la presencia del Ejército, en las distintas acciones que favorecen el bienestar de la comunidad ecuatoriana, ocurre sin importar tiempo ni lugar, muchas veces a riesgo de su propia seguridad y siempre encaminada al sendero de paz y progreso.

El alcalde Jorge Zambrano Cedeño, que clausuró la ceremonia, dijo: “Felicito el trabajo que vienen realizando para sentirnos protegidos dentro de nuestro territorio”, e invocó el civismo de los ciudadanos a fin de que se respeten las normas de la convivencia pacífica, porque cuando no se lo hace surgen los conflictos. “Hay que analizar cómo estamos educando a las nuevas generaciones, para que practiquen los valores y el respeto, y sean mejores ciudadanos”, concluyó la autoridad municipal.

Los altos mandos militares presentes, entre ellos el Capitán del Puerto de Manta, Luis Velásquez, presentaron su saludo protocolario al alcalde porteño y le agradecieron por la celebración.

FUENTE: Con aportes del Gobierno municipal de Manta, mediante boletín informativo y fotos firmados por Gema Arteaga Briones, directora de gestión de comunicación.
Anuncios