La Escuela de Formación de Policías de Manabí, que hasta antes del terremoto del 16 de abril de 2016 funcionaba en Portoviejo, próximamente funcionará en un recinto bucólico aledaño a la represa multipropósito de Chone, en el cantón de este mismo nombre. Utilizará las instalaciones desocupadas del campamento que sirvió en su momento a los constructores del embalse.

Esto es posible gracias a un convenio mediante el cual la Empresa Pública del Agua (EPA) cedió aquellas instalaciones al Ministerio del Interior, entidad estatal de la que depende la Policía Nacional.

La firma del convenio se realizó durante la mañana del día jueves 31 de agosto de 2017. Por la EPA suscribió su gerente encargado, Jaime Pico; mientras que por el Ministerio lo hizo su jefe titular, César Navas.

El embalse del Río Grande se creó con el objetivo de controlar las inundaciones de la ciudad de Chone en temporada invernal, y en verano proveer de riego a los cultivos agrícolas de la zona de influencia y agua para potabilización y consumo humano.

Tras concluir la construcción de la presa, las instalaciones del campamento quedaron deshabitadas y con el paso de los días y la falta de mantenimiento han sufrido deterioro. A partir de ahora se someterán a reparación para que presten servicio después de pocos meses.

Pico dijo que el campamento ocupa un área de siete hectáreas, donde hay edificaciones que incluyen espacios para comedor, alojamiento y recreación.

Este grupo de inmuebles reemplazarán a la antigua sede de la Escuela de Formación de Policías, en Portoviejo, local que fue destruido por el terremoto.

Más policías y dinamismo para la zona

En este nuevo recinto se formarán integralmente, cada 24 meses, unos 200 aspirantes a policías para fortalecer la seguridad ciudadana y el mantenimiento del orden público en todo el territorio nacional; y su presencia en Manabí puede motivar a los jóvenes de esta provincia para ingresar a las filas de la Policía Nacional.

El ministro Navas resaltó que la Escuela policial también dinamizará la economía de la zona y dará mayor seguridad pública en el Cantón Chone.

La suscripción del convenio de transferencia de dominio se hizo en el mismo campamento, en el transcurso de una ceremonia pública que también contó con la presencia de Diego Mejía, comandante general de la Policía Nacional; Fabricio Díaz, gobernador de Manabí; Deyton Alcívar, alcalde de Chone; y, Freddy Ramos, comandante de la zona policial 4.

FUENTE: Ministerio del Interior, redacciones de Quito y Manabí, mediante boletín informativo y fotos.- MANTA, 01 de septiembre de 2017.