Increíblemente, en pleno proceso de renovación de instalaciones y equipos para supuestamente mejorar la calidad del servicio, este sufre periódicas y prolongadas interrupciones desde los últimos meses. Hoy se anuncia que la potabilizadora de agua El Ceibal (Rocafuerte), debido al daño fortuito de una bomba ha dejado sin agua a gran parte de Manta y otros pueblos vecinos.

El Ceibal es la principal potabilizadora para el abastecimiento de Manta. Se halla al borde del Río Portoviejo, su proveedor, en el sitio que da nombre a la planta y está en el territorio del Cantón Rocafuerte.

La información de esta nueva interrupción, proporcionada en conjunto por la alianza empresarial Epam-Veolia, responsable del servicio público de agua potable y alcantarillado de Manta, indica que la reparación de la bomba llevará unas 48 horas (dos días) y ha reducido la presión del flujo de agua en varios sectores de la Parroquia Manta y causado desabastecimiento temporal en las zonas altas de la ciudad.

Para evitar un desabastecimiento total, añade la información, se realiza una interconexión desde la planta potabilizadora instalada en Colorado, parroquia del Cantón Montecristi.

La misma fuente precisa que los sectores donde la presión del agua ha disminuido considerablemente, son: Parroquia Eloy Alfaro (parte baja), Parroquia Tarqui, Parroquia Manta Bajo (desde la Av. 20 hasta el malecón), Parroquia Los Esteros, Sí Vivienda, Ceibo Renacer, Rocafuerte, Crucita y Sucre.

Pero se quedaron totalmente sin agua la zona industrial, la Parroquia Eloy Alfaro (parte alta), la vía a San Mateo y urbanizaciones aledañas, la Parroquia Manta Alto (desde la Av. 20 hasta Santa Martha), Urbirríos (I y II), la zona rural, la Urbanización Azteca, la Ciudadela Universitaria, Santa Martha y Las Acacias.

FUENTE: Boletín informativo y foto, con firma del periodista Pedro Clotario Cedeño, gerente de comunicación de la Epam, Manta.
Anuncios