Este jueves (19 de septiembre del 2019) la céntrica Plazoleta Azúa de la ciudad de Manta tuvo una actividad inusual. Allí se estacionó, solo para este día, la feria itinerante que el Gobierno municipal patrocina con el propósito de incentivar a los artesanos y micro comerciantes de Manabí que luchan constantemente por consolidarse y prosperar.

La idea es que esos emprendedores, la mayoría incipientes, no desmayen antes de alcanzar un posicionamiento que les permita mantenerse y crecer con el tiempo. Así, ellos se mantienen ocupados en una tarea productiva y generadora de riqueza, al mismo tiempo que dan empleo a otras personas y ponen a disposición de los consumidores productos de gran valor utilitario para su satisfacción personal.   

En la plazoleta se levantaron pequeñas carpas blancas bajo las cuales había mesas para exhibir los variados productos, entre ellos tejidos de paja toquilla, figurillas de tagua o marfil vegetal, artículos de madera, conservas de frutas naturales, dulces de harina y leche, tejidos de cabuya, y muchos más.

El improvisado recinto ferial.

Artistas músicos locales amenizaron la jornada con un surtido repertorio de canciones populares y palabras de aliento para los expositores y consumidores.

Pamela Lascano expuso bisuterías que desde hace 5 años confecciona. Dijo que le fue muy bien en esta feria, que se ha convertido en su vitrina para exponer y vender lo que ella produce.

Café molido y dulcería de leche.

Además de los artesanos mantenses, en esta feria se permite exhibir a emprendedores de Montecristi, Rocafuerte, San Vicente, Portoviejo, La Pila y otros lugares de la provincia de Manabí.

Esta feria va ya por sus 20 paradas, que se han realizado con la guía y logística de la Dirección Municipal de Cultura y Patrimonio. Cada parada se efectúa cada 15 días y en lugar diferente por vez.

FUENTE: Gobierno municipal de Manta, mediante boletín y fotos.