Gabinetes de belleza y peluquerías de Manta reabren el 10 de junio

Ya con el semáforo sanitario en amarillo para todo el cantón, desde el miércoles 10 de junio podrán reactivarse progresivamente los salones de belleza, peluquerías y barberías de Manta, según información del Gobierno municipal.

Para ello, los lineamientos y protocolos autorizados por el COE (Comité de Operaciones de Emergencia) nacional serán indispensables y fundamentales para evitar la propagación de la covid-19, enfermedad provocada por el coronavirus SARS-CoV-2.

Casi desde el inicio de la cuarentena cantonal, algunos empresarios se han unido al Comité Ciudadano Público-Privado de Manta, a través de la mesa 5, para crear protocolos que permitan un reinicio seguro de actividades en cada uno de los sectores económicos.

Los servicios de cuidado y estética personal son uno de los sectores de la economía, indispensable pero riesgoso, según algunos expertos, si no se cumplen estrictamente los lineamientos de bioseguridad.

De ahí que 650 maestras y maestros artesanos se han estado preparando para conocer y aplicar en sus respectivos establecimientos el riguroso protocolo de bioseguridad y otras medidas de precaución interna.

Es el caso de quienes sirven como estilistas, quienes reforzarán sus acostumbradas prácticas internas, por ejemplo la esterilización de herramientas; e incorporarán las nuevas, entre ellas el uso obligatorio de mascarilla, la utilización de mandil de tela anti fluido, el uso de visor o gafas; y, en general, redoblarán las buenas prácticas de higiene.

A los clientes se los atenderá previa cita. Antes de permitirles la entrada se les tomará la temperatura corporal; en el piso, bajo el umbral de la puerta de ingreso, habrá una bandeja rodapiés para la desinfección de zapatos. Además, antes de que cada cliente ingrese al sitio, habrá el cuidado de limpiar todas las superficies proclives a estar próximas o ser tocadas por él, o ella. También se respetará el aforo dispuesto por el COE cantonal, e igualmente el distanciamiento social de 2 metros entre silla y silla.

El sector de los servicios de belleza, como todos los demás, necesita reanudar sus actividades, aunque sea dentro de la nueva normalidad, porque es vital para sus miembros y un requerimiento de los usuarios. Dada la situación sanitaria del momento, se aseguran de tomar todas las seguridades del caso para proteger la vida propia y la ajena.

Glenda Saltos, presidenta de la Federación de Artesanos de Manta, señaló que están a la espera del cambio de color (de rojo a amarillo) en el semáforo sanitario, para reiniciar progresivamente sus actividades.

FUENTE: Gobierno municipal de Manta, mediante boletín y representación gráfica.