Judicatura refuta declaraciones del presidente de Ecuador

El presidente ecuatoriano (centro) durante el programa radial "De frente con el presidente" en el que hizo las declaraciones refutadas./ SECOM (Sitio web)

Las declaraciones del mandatario ecuatoriano, Lenín Moreno Garcés, fueron vertidas en el reciente programa radiotelevisivo “De frente con el presidente” y, según el Consejo de la Judicatura de este país, “desinforman a la ciudadanía y vulneran el principio de independencia de la Función Judicial, por lo que son inaceptables.”

(Las declaraciones de Moreno hacían referencia a las revueltas mortales ocurridas hace poco en tres cárceles ecuatorianas, haciendo suponer que en el desenlace de esa tragedia hubo parte de responsabilidad de ciertos actos judiciales.- Nota de RM),

Después de esas declaraciones presidenciales, el Consejo de la Judicatura ha recordado que, desde enero del 2019, él ha implementado políticas y acciones administrativas para que las juezas y los jueces puedan cumplir sus actividades en estricto apego a la Constitución y las leyes.

Ha explicado, además, que “En relación a aquellos servidores de justicia que han incurrido en faltas administrativas o incluso en actos de corrupción, el CJ no ha permitido que estas queden en la impunidad; habiendo, inclusive, destituido, denunciado y acusado (a) aquellas personas que han procedido de manera diametralmente distinta a la mayoría de las servidoras y los servidores judiciales. Es así que el pleno del CJ destituyó a José T., el 4 de febrero de 2020.”

“Además”, prosigue la explicación, “presentó denuncia penal por prevaricato, por lo que la autoridad competente dictó orden de prisión en su contra y la audiencia de juicio está fijada para el 10 de marzo de 2021. El Consejo de la Judicatura ha presentado tres denuncias más, por delitos cometidos por exjueces con el mismo modus operandi que José T.”

EL Consejo de la Judicatura promete que “continuará cumpliendo con sus potestades y brindando las herramientas necesarias a los órganos jurisdiccionales para que, en el marco de sus competencias, sigan administrando justicia sin injerencia o presión de instituciones o ámbito alguno de la sociedad.”


FUENTE: Consejo de la Judicatura del Ecuador (Quito), mediante boletín con firma corporativa y enviado a REVISTA DE MANABÍ.