Presionados actualmente por la alta demanda de pacientes en situación de emergencias, unos por la COVID-19 y otros por patologías diferentes, los directivos del Hospital General Portoviejo, perteneciente al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), dispusieron que funcionen dos áreas diferentes y separadas: una para atender los casos de emergencia por la pandemia y otra para los casos de enfermedades comunes.

Esa disposición responde, además, a las recomendaciones realizadas el último fin de semana por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Hospitalario.

Wilson Morán, jefe de emergencias y responsable del área correspondiente, advirtió: «No debemos descuidarnos, no podemos bajar la guardia. Es importante mantener los protocolos de bioseguridad y guardar distanciamiento”.

Por su parte, el personal de Gestión de Riesgos del hospital aplica un plan de contingencia para el traslado de pacientes hacia el área no COVID, de acuerdo a las medidas de bioseguridad. Los mismos protocolos se aplican para la atención en consulta externa.

«Reforzamos el área de Emergencia COVID -19, aumentamos de 13 a 22 camas«, acotó Andy Mendoza, director médico. Afirmó que el hospital se encuentra 100 % operativo para atender a la población.

Desde el 1 enero del 2022, esta casa de salud ha prestado atención a más de 3 mil pacientes sintomáticos respiratorios.

FUENTE: Dirección Provincial del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) en Portoviejo (Provincia de Manabí), mediante comunicado y foto con firma de la periodista Tatiana Vera Arteaga, comunicadora social para esa institución aseguradora.