Lo expresa en el quinto Congreso CEAPI (Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica), que se ha iniciado con un llamamiento a creer en España y Latinoamérica y a trabajar para que su voz se oiga en el mundo. Parece ser una reacción previsiva después del sobresalto mundial a causa de la pandemia COVID-19 y ante los duros cambios geopolíticos que ocasiona el conflicto armado en Ucrania.

La quinta edición del Congreso del Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica (CEAPI) ha dado inicio esta mañana (jueves 02 de junio del 2022) en Punta Cana (República Dominicana) de la mano de Núria Vilanova -presidenta de la asociación empresarial- y Luis Abinader -presidente de la República Dominicana.

Tal como adelanta el nombre de este V Congreso, ‘Innovación y oportunidades en tiempos de incertidumbre’, el evento -que se extenderá durante las próximas 48 horas- se enfoca en la detección de oportunidades de crecimiento en una Iberoamérica rodeada de incertidumbre, haciendo hincapié en el papel que desempeñan la innovación, la digitalización y la tecnología para posicionar a la región como punta de lanza en el nuevo panorama internacional y geopolítico.

En su discurso de apertura de esta edición, Núria Vilanova ha destacado la importancia de identificar y aprovechar “las circunstancias favorables que están haciendo de Iberoamérica un área crecientemente atractiva, confiable y rentable en materia de inversiones a pesar del escenario internacional”.

Algo está cambiando en la región”, ha señalado, “y, sin duda, los empresarios iberoamericanos que creen en Iberoamérica, que respaldan proyectos positivos para el entorno y que allanan el camino para el futuro de la región, tienen mucho que ver con ello”, ha añadido.

Estamos en una encrucijada. Podemos ir hacia el bien o hacia el mal. Hay muchas dificultades, pero también muchas oportunidades para las empresas y la sociedad. En pandemia las empresas mostraron su capacidad de generosidad para sus países. Y ahora las empresas deben seguir liderando: invirtiendo, transformando socialmente sus países, creyendo en sus naciones… Creer en sus países y crear empresas que transformen. La gran oportunidad de Iberoamérica es su gente fantástica, la juventud mejor preparada y las mujeres con cada vez mayor protagonismo”, ha acabado Vilanova.

Ha intervenido Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo (España), que ha valorado “la importancia de un Congreso que refuerza la integración, la recuperación y que supone una apuesta por la sostenibilidad social y medioambiental. España está comprometida en profundizar los lazos económicos y comerciales impulsando la aprobación del TLC con Mercosur y mejorando los vigentes con México y Chile. Nuestro país representa una oportunidad para las inversiones latinoamericanas. Las relaciones entre España e Iberoamérica tienen un gran potencial en el inmediato futuro”.

Uno de los debates en Punta Cana. / FOTO: Atrevia / Quito

El presidente dominicano, Luis Abinader, ha agradecido a los líderes empresariales, familias empresarias y autoridades institucionales presentes, su asistencia al congreso acogido en un país latinoamericano por primera vez desde su creación. Así, Abinader ha señalado que “somos una comunidad de futuro que se decide en el presente. La innovación, la digitalización y la tecnología son la clave para alcanzar un desarrollo económico sostenido y sostenible. La voz iberoamericana debe oírse en el mundo que está emergiendo. El futuro se escribe siempre y debe tener un sello iberoamericano. Son momentos de pesimismo, pero -pese a todo- este es el mejor momento para invertir y la República Dominicana puede ser la puerta a las inversiones hacia Iberoamérica. Por eso es muy importante las alianzas público-privadas, base para alcanzar el desarrollo”.

En esta misma línea, figuras como Valentín Diez Morodo, presidente de honor internacional de CEAPI y presidente de COMCE, y Felipe Vicini, presidente ejecutivo de INICIA, han dado una calurosa bienvenida a los asistentes y les han instado a perseguir el objetivo primordial del Congreso: ‘hacer más Iberoamérica’.

Díez Morodo ha destacado que “la incertidumbre económica que vivimos desde hace dos años va a potenciar, sin embargo, a Iberoamérica como una región de oportunidades para alcanzar un desarrollo compartido, apoyado en lo que nos une. Y el Congreso es una buena plataforma para seguir impulsando las inversiones en la región”. 

Por su lado, Vicini dio la bienvenida a la isla (“al paraíso”) y quiso destacar lo importante que es tener reunidas en un Congreso “a las grandes empresas iberoamericanas, españolas y latinoamericanas, para fortalecer los lazos empresariales entre ambos lados del Atlántico.

Innovación y oportunidades son las armas para recuperarnos de la crisis, apostar por las alianzas públicos-privadas, volver a invertir y proteger a nuestros ciudadanos. Tras lo vivido desde 2020 ya ningún empresario será igual, sobre todo porque los empresarios hemos tenido en este tiempo no solo capacidad de resiliencia sino una vocación social”, remarcó Vicini.

Iberoamérica en el nuevo orden mundial

Bajo la moderación de Núria Vilanova, personalidades del nivel de Enrique V. Iglesias, presidente de honor de CEAPI; Andrés Allamand, secretario general iberoamericano; Juan Bolívar Díaz, embajador de República Dominicana en España y Juan Luis Cebrián, presidente de honor de diario El País (España), han analizado en un primer panel conversatorio el papel de Iberoamérica en el escenario mundial actual, con unas relaciones geopolíticas inevitablemente moduladas por la consolidación de China como gran potencia; las consecuencias derivadas de la pandemia de la COVID-19 y, más recientemente, los efectos inmediatos de la guerra de Ucrania.

Cebrián ha reconocido queEspaña tiene menor incidencia política en América Latina y que la influencia española en Latinoamérica se mantiene gracias al empresariado”. Por su lado, Vilanova destacó que “valores y compromisos son los pilares que deben buscar las inversiones empresariales que deben buscar impacto en la sociedad. España no puede permitirse que no exista Iberoamérica y más en un mundo de bloques que es hacia el que vamos. Necesitamos que Iberoamérica exista y arrastrar a nuestras autoridades para que hagan que exista. Y también Europa necesita a América Latina para no quedarse aislada”.

A este respecto, Enrique V. Iglesias ha señalado que “se han acabado los 75 años más brillantes de la historia de la humanidad, periodo excepcional de paz y de progreso. Es un cambio de época y tenemos que asumir el momento y atravesarlo juntos, respetando los derechos humanos. La clave es dar una respuesta colectiva a un momento peligroso, como implica todo cambio de época. Hay que definir, también, cuál va a ser el tono de la relación entre las dos grandes potencias, China y EE.UU. El cambio de época debe afrontarse, igualmente, desde los gobiernos y el sector empresarial apostando por el diálogo y por apuntalar la paz mundial. Iberoamérica tiene que tener capacidad para hacerse presente y romper el silencio iberoamericano en los temas mundiales”.

Andrés Allamand ha enfatizado que “las oportunidades de futuro de Iberoamericana pasan por innovar en un tiempo de incertidumbre. La región debe prepararse para lo que viene: primero debe volver a crear un ambiente pro-crecimiento, construir condiciones para crecer de forma más acelerada para poder progresar. En segundo lugar, hay que mejorar la gobernabilidad. Y en tercer lugar garantizar la paz social, disminuyendo el malestar social y fenómenos disruptivos. Si eso se logra, las oportunidades de la región serán muy alentadoras”.

Además, Allamand subrayó que el influjo de España sigue siendo muy importante en áreas comerciales, empresariales y académicas, si bien desde el punto de vista político depende del momento de incertidumbre que vivimos.

España”, concretó Allamand, “va a tener mucho que aportar para América Latina en áreas como la digitalización, el respeto al Medio Ambiente, el idioma… España tiene mucho que aportar en el futuro inmediato para Iberoamérica. La región, por otro lado, no quiere verse tironeada entre las dos grandes potencias mundiales. China es un aliciente para reforzar una convergencia entre América Latina y Europa”.

Por su parte, Juan Bolívar Díaz ha querido hacer hincapié en que “España debe apoyar la iniciativa de que no sea necesario visado para entrar en la UE. Europa debe poner más su atención en América Latina”.

Sobre CEAPI  

El Consejo Empresarial Alianza por Iberoamérica, CEAPI, es una asociación formada por 190 empresarios, presidentes de las empresas líderes iberoamericanas, cuya misión es poner en valor el papel del empresario y su impacto en la sociedad, promoviendo el compromiso social y la sostenibilidad. 

CEAPI dice tener la vocación de contribuir a hacer más Iberoamérica y promover relaciones de confianza entre los empresarios para hacer crecer y fortalecer el tejido empresarial iberoamericano. Como think tank, reflexionamos sobre los retos y oportunidades de la región, fomentando el diálogo con los líderes políticos e institucionales, buscando enriquecer la colaboración público-privada y dando cabida a las nuevas generaciones y al papel fundamental de la mujer en el desarrollo de las empresas y de la sociedad actual. (Para más información: www.ceapi.com y www.congresoceapi.com)

AGENCIA INFORMATIVA: Atrevia Ecuador (Quito), mediante boletín y fotos remitidos con firma de Josselyn Orquera.

100 años de Manta (1922 – 2022).