Unas 153 familias de Montecristi han sido afectadas por las lluvias, según el área de Riesgos del Gad de este cantón.  Esto obligó al Concejo municipal a declarar en estado de emergencia a todo el territorio que encierra su jurisdicción, que ha soportado inundaciones en sectores como Parroquia Aníbal San  Andrés,  Colinas del Porvenir, los sitios Cárcel, Los Bajos y Colorado.

Entretanto, funcionarios municipales visitaron los lugares afectados para cuantificar daños y dispusieron que obreros con maquinaria municipal realizaran la limpieza de la quebrada  “Ahoga vaca”, de donde se retiró los escombros que el agua dejó a su paso. Además se destapó alcantarillas colapsadas y se reparó las tuberías rotas que impedían la distribución del agua potable.

La intervención municipal no solo llegó con obreros y maquinarias a las zonas afectadas, sino que además entregó raciones alimenticias a cada familia cuya casa y enseres sufrieron daños.  El Patronato municipal llevó brigadas médicas a la Ciudadela los Ángeles de la Parroquia General Alfaro y al sitio Cárcel Eloy Alfaro.

Las familias cuyas viviendas o locales de trabajo se inundaron en Colorado, cercanos a la escuela de este nombre, fueron atendidas con la limpieza de los 80 metros de calle donde se había acumulado lodo durante la noche del miércoles 1 de febrero. El barro fue  retirado por la maquinaria que la municipalidad contrató expresamente para este efecto.

Fabricio López, morador de este sector, mostró su contento por la gestión municipal, mientras que el alcalde Ricardo Quijije señalaba que para subsanar los daños ocasionados por el invierno se requieren alrededor de  800 mil dólares, por lo que se está gestionado un nuevo crédito ante el Banco de Desarrollo del Ecuador a fin de encarar los problemas de la emergencia que vive Montecristi.

FUENTE: Dirección de Comunicación Social del GAD cantonal de Montecristi, mediante boletín informativo y fotos con firma de su directora, periodista Sofía Paredes.- MANTA, 06 de febrero de 2017.