El domingo 29 de abril de 2018 no fue un día cualquiera en el Barrio Buenos Aires de la ciudad de Manta, ni siquiera porque formaba parte del feriado por el Día Internacional del Trabajo.

Algunos moradores respondieron la convocatoria de la Dirección Municipal de Higiene para unirse en una gran minga de aseo de calles, y con escoba y pala en mano trabajaron varias horas consecutivas, hasta retirar toda la tierra suelta y la basura que había en las vías, que además de su mal aspecto estaban haciendo más grave la contaminación ambiental.

Con la ayuda de una mini cargadora municipal, los vecinos pudieron retirar también malezas y escombros acumulados desde hace bastante tiempo, en parte a consecuencia del abandono en que quedó la Parroquia Tarqui tras el terremoto del 16 de abril de 2016, que aún tiene dolidos a sus habitantes.

El morador José Cedeño, quien tiene su negocio junto a la Calle 110, dijo que todos los días antes de comenzar a trabajar limpia la acera y el bordillo enfrente de su local, y considera que todos los moradores tienen que barrer y no solo esperar que el Municipio lo haga, porque son ellos quienes viven ahí y merecen un ambiente saludable y acogedor.

Otro morador, Daniel Macías, apreció que aun en feriado el trabajo municipal esté presente en su sector barrial.

Y Gladys Peñarrieta, también vecina, comentó muy emocionada que ella siempre barre su soportal para que los demás vecinos sigan su ejemplo por un buen vivir.

FUENTE: GAD municipal de Manta, mediante boletín informativo y fotos, con firma de la periodista Gema Arteaga Briones, directora de gestión de comunicación.
Anuncios