Cálculo municipal: 273 mil turistas dejaron en Manta 16,3 millones de dólares

Así lució el perfil costero de la ciudad de Manta el 30 de diciembre del 2019.

Mediante un comunicado público distribuido a los medios de comunicación colectiva durante la medianoche de ayer (jueves 2 de enero/2020), el Gobierno municipal de Manta informa que en el transcurso de los meses noviembre y diciembre/2019 visitaron a Manta 273 mil turistas, cifra recogida y consolidada por el Centro de Investigaciones y Estudios Especializados (CIEES), contratado con tal propósito.

La información municipal añade que los feriados de noviembre y diciembre movieron 16,3 millones de dólares dejados por 273 mil turistas, un promedio de 58,7 dólares por individuo.

Durante las festividades de Navidad y fin de año se contabilizó la llegada de 176 mil turistas que dejaron en Manta 9,5 millones de dólares, números que superan a los del pasado feriado de noviembre (6,8 millones de un total de 97 mil turistas). Esto sitúa a Manta como uno de los cantones más visitados del país.

La misma fuente informativa indica que sectores de hotelería, transporte en autobuses y taxis, restaurantes, bares y comercio catalogan al último feriado como “exitoso”, debido a que se impulsa la reactivación económica y esto se traduce en empleo para los mantenses.

Derroche de pirotecnia en la avenida del malecón de Manta, al extinguirse el año 2019 y empezar el 2020.

Con el objetivo de seguir posicionando al cantón como destino líder de Ecuador, la Administración municipal de Manta planifica desde ya una agenda atractiva para el próximo feriado del Carnaval (24 y 25 de febrero).

El Municipio calcula en más de 81 mil personas el número de espectadores en los actos que organizó para los feriados de Navidad y año viejo: Papá Noel llega a Manta, Talentos de Manta y el Maleconazo, que se realizaron en diciembre.

Pero la información municipal no explica la metodología utilizada para el registro estadístico y su consolidación. Más bien, en otro ámbito, incurre en error al situar exclusivamente en la ciudad de Manta los atractivos que movilizaron a los turistas, pues muchos de estos llegaron para relajarse en las playas rurales de San Lorenzo y Santa Marianita, donde hay menos contaminación ambiental y más naturaleza pura.

También es errado sumar como turistas a quienes llegan a Manta para visitar a familiares o por asuntos de negocios, lo que desde luego no los excluye de aportar con su consumo.